martes, 22 de julio de 2014

Fuente y Barranco de Villacabras, Villaconejos

En el enclave al que nos acercamos no he encontrado evidencias de antiguos cultos, pero bien pudo haberlos, pues es uno de esos lugares que rompen la monotonía, en unas tierras bastante deforestadas, como son las que ocupa el municipio de Villaconejos, en la comarca de Las Vegas, además de respirarse una sacralidad propia de lugares especiales. Por el barranco de Villacabras discurre un arroyo que ha ido horadando un estrecho y profundo barranco, en algunos tramos de hasta 50 metros de profundidad, con rincones que parecen transportarte a latitudes tropicales y ecuatoriales, pues hay tramos que parecen de selva, mostrando una exuberante vegetación que se desarrolla en una zona de mucha umbría y humedad. En el inicio del barranco se sitúa la Fuente de Villacabras, de la que mana un agua que filtra las abundantes sales de estas tierras y que le otorgan grandes poderes curativos o purgantes, en expresión, esta última, usada muy comúnmente años atrás, muy parecidos a las, no del todo lejanas, de Carabaña. Así fueron igualmente comercializadas incluso fuera del Estado español, como en la vecina Francia, aunque desde hace ya unas décadas se dejó de hacer (se comercializaron a finales del siglo XIX y hasta al menos la década de los setenta del siglo XX). No sólo existe la fuente, sino muchos aljibes cavados en las paredes del barranco, aprovechando la facilidad de la arenisca, donde se almacenaba el agua que se filtraba y donde, antaño, los lugareños y, seguramente, gentes venidas de más lejos, se daban sus baños medicinales, además de almacenar el agua que posteriormente se transportaba a Madrid, donde se embotellaba. Vistos desde fuera más bien parecen eremitorios, pues el lugar invita a retiro espiritual, además.

Tramo escalonado - Iberia Mágica

Ya se sabe que estos lugares, de aguas y manantiales curativos, eran sacralizados en la antigüedad, pero no existe ninguna prueba, actualmente, que nos haga afirmar con rotundidad que este enclave fuera uno de ellos, únicamente la intuición de creer o sentir que lo pudo ser. Las elementos antiguos que se aprecian sobre el terreno, son sillares desperdigados por doquier, que quizás sean decimonónicos o de principios del S. XX, cuando se empezaron a transportar estas aguas y a construir en su forma actual los aljibes, pero la factura de muchos de ellos parecen romanos. Cañón abajo, además, existe una especie de bajada, a modo escalonado, del barranco, que finaliza en una de las zonas que permanecen encharcadas, prácticamente, todo el año y que parece haber sido labrada por el hombre y no por la Naturaleza, como bien me apuntó el arqueólogo Antonio Madrigal Belinchón posteriormente a mi visita, pues allí, in situ, creímos obra de la acción del propio arroyo. Otro elemento que falta por la zona es alguna ermita o lugar propio de culto y romerías actuales que pudieran suponer un indicio en nuestro rastreo sacro-ancestral de la zona. Eso sí, el topónimo Villacabras, del que ninguna información he encontrado, pareciera que tomara el nombre de algún posible despoblado que pudiera haber, quien sabe si algún posible yacimiento del que nada he encontrado en los alrededores, más que la visión, tampoco cercana del todo, de la conocida como Casa del Montero en un monte en el que destaca su silueta sobre el horizonte. Es un lugar también muy abundante en fauna salvaje, siendo refugio de zorros y de, al menos, una pareja de búhos reales con la que nos sorprendimos al toparnos y emprender éstos el vuelo. Posteriormente, uno de los ejemplares de la pareja, sobrevoló sobre nuestras cabezas, a escasos metros por encima de nosotros, comprobando la gran majestuosidad de estas rapaces nocturnas, en un espectáculo maravilloso de esos que se pueden disfrutar, de vez en cuando, en espacios naturales como éste.

El estrecho Barranco de Villacabras - Iberia Mágica
El Barranco de Villacabras busca su unión al de la Purga y al valle del río Tajuña - Iberia Mágica
Cartel francés de 1972 anunciando en una revista el Agua de Villacabras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 
Tweets por @IberiaMagica